Volkswagen de México informó que reiniciará operaciones “tentativamente” el 18 de mayo en la planta en Puebla; para la planta en Silao, la fecha está por definirse en los próximos días.

automotriz596830272

Sector automotriz regional abre de nuevo el switch

Fecha: 27-04-2020
Periodista: Lilia González
Fuente: EL ECONOMISTA

A partir del 4 de mayo, la industria automotriz en Norteamérica comenzará su reactivación de operaciones, de manera gradual, para lo cual marcas como Toyota, General Motors, Volkswagen (VW) y Nissan se preparan; mientras que en el caso de México, sólo esperan luz verde de las autoridades para arrancar las cadenas de suministros.

Volkswagen de México informó que reiniciará operaciones “tentativamente” para el 18 de mayo en el caso de la planta en Puebla; para la planta en Silao, la fecha está por definirse en los próximos días, pues está sujeta a las autorizaciones oficiales.

“En seguimiento a las fechas establecidas de paro temporal de actividades de manufactura en sus plantas de Puebla y Guanajuato anunciadas para concluir el 30 de abril con motivo de la pandemia de coronavirus, de acuerdo con las disposiciones dadas a conocer posteriormente por el gobierno federal mediante el Diario Oficial de la Federación el pasado 21 de abril, se requiere un ajuste al calendario previsto de reinicio de operaciones tentativamente para el día 18 de mayo en el caso de la planta en Puebla y en fecha por definir en los próximos días para la planta en Silao”, refirió la armadora alemana.

La japonesa Toyota Motor Corp mencionó que reanudará gradualmente la producción en Norteamérica a partir del 4 de mayo e impondrá nuevos procedimientos de seguridad después de detener las operaciones en marzo, debido a la pandemia de coronavirus.

No obstante, para el caso de México “aún no está claro” sobre cuándo se permitiráia reanudar las operaciones.

Tanto Toyota como VW informaron que conforme se sumen a las actividades laborales se agregarán controles de temperatura para todos los empleados de la planta, equipo de protección personal, usará entradas y salidas “sin contacto” e incluso prohibirá el uso de ascensores que no sean de emergencia.

“Nuestra mayor motivación es participar de forma activa en la reactivación económica de México y de la economía mundial, cuidando ante todo la salud de nuestros colaboradores por lo que actuaremos responsablemente”, comentó Steffen Reiche, presidente del Consejo Ejecutivo de Volkswagen de México.

En el caso de General Motors y Nissan se encuentran en espera de que las autoridades les notifiquen la fecha del retorno de las actividades y que se les notifiquen que la industria automotriz es un sector esencial y con ello evitar que se rompa con las cadenas productivas.

El fin de semana, Carlos Salazar Lomelín, presidente del Consejo Coordinador Empresarial, notificó que la secretaria de Economía, Graciela Márquez, ya mantiene comunicación con sus contrapartes en Estados Unidos y Canadá, para coordinar la apertura de actividades de las cadenas globales, entre ellas la automotriz, aeronáutica, electrónica y minera, bajo protocolos de seguridad sanitaria.

“Les informo que hemos estado en contacto con la secretaria de Economía y ella ha informado que constantemente está teniendo conversaciones con el responsable de Estados Unidos y Canadá y que están buscando de la mejor manera coordinarse para ver cómo podemos ir abriendo a las actividades productivas, una vez que tengamos control de la pandemia”, afirmó Carlos Salazar.

Fernando Ruiz, director del Consejo Mexicano de Comercio Exterior (Comce), explicó que una de las maneras más importantes para retomar el comercio exterior a través de las cadenas de valor de inmediato es que estamos pensando en que se tienen que homologar las empresas esenciales de los tres países; para ello, también estamos trabajando en un protocolo sobre la seguridad de los empleados y los obreros, que permita que no vayan a tener problemas de salud.

“Estamos trabajando en esos dos puntos para homologar las cadenas de valor entre los tres países; por otro lado, tenemos un protocolo de seguridad que se pueda echar a volar, también estamos buscando la manera de apoyar a los pymes que son abastecedoras de la cadena exportadora a través de apoyos financieros aprovechando los apoyos desde los bancos de comercio exterior y las garantías que tiene en el banco Nacional de comercio exterior”, indicó el representante del Comce.

T-MEC: nuevo reto automotor

• Se incrementa el Valor de Contenido Regional (VCR) de 62.5 a 75%, con una nueva metodología.

• Se establece un Valor de Contenido Laboral (VCL) de 40 por ciento. Esto es, 40% del valor del vehículo deberá producirse, utilizando salarios, al menos de 16 dólares estadounidenses por hora:

1. Podrán obtenerse créditos por hasta 10% por actividades relacionadas con investigación y desarrollo, y tecnologías de la información.

2. Créditos de hasta 5% por capacidad de fabricación de:

a) Motores (100,000 unidades)

B) Transmisiones (100,000 unidades)

c) Baterías (25,000 unidades)

• Deberán ser de la región de América del Norte 70% del acero y el aluminio.

• Las siguientes autopartes denominadas “esenciales” deberán cumplir con 75% de VCR en promedio (valor).

Motores

Chasis & body

Caja de transmisión

Ejes

Suspensión

Sistema de dirección

Baterías

• Las reglas de origen se refieren al criterio pactado en un tratado para definir cuándo un bien es considerado originario (por su nivel de contenido regional) para gozar de las preferencias arancelarias.

• Los tres países acordaron establecer un periodo de ajuste de tres años a las empresas automotrices para adaptarse a los cambios de las reglas de origen del T-MEC.

• Este plazo contará para pasar de 62.5 a 75% de contenido regional, lo mismo que para cumplir con el componente laboral en la regla de origen.

• Las modificaciones se llevarán a cabo en cuatro etapas: a la entrada en vigor del acuerdo y en cada uno de los siguientes tres años.


noticias automotriz

Noticias del Mercado