El déficit sería por 85,543 millones de pesos. En el Presupuesto de Egresos aprobado para este año se planteaba un superávit primario de 0.7% del PIB.

Reuters-banxico-fachada-e1492012594270

Hacienda aumenta déficit público a 0.4% del PIB para el 2020

Fecha: 02-04-2020
Periodista: REUTERS
Fuente: EL ECONOMISTA

Ante los efectos colaterales que está generando la pandemia del coronavirus, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) modificó su expectativa de crecimiento económico para el cierre de este año y la ubicó en un rango entre -3.9 y 0.1%; mientras que para el 2021 prevén que el Producto Interno Bruto (PIB) mejore y se ubique con un crecimiento entre 1.5 y 3.5 por ciento.

Pese a este panorama, la SHCP, a cargo de Arturo Herrera, no anunció ningún tipo de estímulos ni incentivos fiscales para reactivar la economía mexicana, pero sí se observará un mayor déficit público y se sacrificará el superávit primario, de acuerdo con lo descrito en los Precriterios Generales de Política Económica 2021, que fueron entregados al Congreso de la Unión.

Para mantener la estabilidad de la economía, Hacienda confía en que se mejore la eficiencia recaudatoria y se generen ahorros presupuestales, especialmente en el gasto corriente; ello, con el fin de financiar los programas prioritarios del gobierno federal, así como atender las eventualidades de emergencia de salud y económicas que se presenten como resultado del brote epidemiológico.

“Se planea privilegiar como fuente de financiamiento el uso de activos financieros del sector público con la finalidad de minimizar el uso de un mayor endeudamiento (…) se contemplan medidas de ahorro, austeridad y racionalización del gasto de operación y administrativo, que se destinarán a los programas que apoyan el desarrollo social y la inversión en infraestructura”, destaca el documento.

Con un menor PIB, el déficit público se estima en 3.3%, lo que significa un aumento de 1.2 puntos porcentuales al déficit que se aprobó en el Paquete Económico del 2020 de 2.1% del PIB. Lo mismo se percibirá en el balance primario que tenía una meta de superávit de 0.7% del PIB, pero ahora se ubicará con un déficit de 0.4% del PIB, lo que significan recursos por 85,543 millones de pesos.

Deuda será de 52.5% del PIB

De esta manera, se espera que el Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público —la medida más amplia de la deuda— al cierre del 2020 se ubique en 52.5% del PIB y no en 45.8% como se aprobó el año pasado en el Paquete Económico.

Ingresos caerán 297,000 mdp

Para recalcular las finanzas públicas del país en el 2020, la SHCP consideró un decrecimiento del PIB de 2.9%, una plataforma de producción de 1.85 millones de barriles diarios y un tipo de cambio promedio de 22 pesos por dólar, además de un precio del petróleo promedio de 24 dólares el barril y una tasa de interés nominal promedio de 6.2 por ciento.

Con ello, se prevé que los ingresos presupuestarios del sector público sean inferiores en 297,000 millones de pesos a los previstos en la Ley de Ingresos de la Federación (LIF) 2020, esto considerando el uso de 289,000 millones de pesos provenientes del Fondo de Estabilización de Ingresos Presupuestarios (FEIP) y de las coberturas petroleras del gobierno federal.

Dentro de los ingresos, se espera que los tributarios se ubiquen en 155,000 millones de pesos por debajo de lo aprobado en la LIF 2020, lo que se explica por la menor actividad económica y por la menor base alcanzada al cierre del 2019.

Además, se proyecta una reducción de ingresos petroleros de 414,700 millones de pesos como resultado del menor precio y producción del petróleo previsto, que se compensa parcialmente con un tipo de cambio más alto con respecto a lo estimado en la LIF 2020.

Con respecto al gasto público, la SHCP estima una reducción de 37,700 millones de pesos con respecto al Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) 2020 que se aprobó el año pasado, asociado al menor gasto no programable como resultado, principalmente, de la reducción en las participaciones a estados y municipios por una menor recaudación federal participable.

“Esta disminución se compensará, parcialmente, con las mayores erogaciones en el gasto programable derivado de los recursos destinados para atender la emergencia en salud por la propagación del Covid-19”, justifica Hacienda.

Por su parte, Pemex realizará esfuerzos para cumplir con el déficit financiero aprobado por el Congreso, por lo que requerirá implementar medidas de ingreso y gasto, y contará con el apoyo del gobierno federal, en caso de ser necesario.

Escenario 2021

Para el 2021, la SHCP confía en que la economía presente un crecimiento promedio de 2.5%, un tipo de cambio promedio de 21.3 pesos por dólar, una tasa de interés nominal promedio de 5.8% (Cetes 28 días), un precio promedio del petróleo de 30 dólares el barril de crudo y una plataforma de producción de petróleo promedio de 2.02 millones de barriles diarios.

Se estima que los ingresos presupuestarios sean menores en 405,800 millones de pesos, respecto al monto previsto en la LIF 2020. Se establece un déficit en el balance público de 3.5% del PIB y los ingresos estimados implican que el gasto neto total pagado para el 2021 disminuya en 65,400 millones de pesos, con respecto al monto aprobado en el PEF 2020, una reducción real de 1 por ciento.

Otras fortalezas

Hacienda recordó que el país cuenta con diversos amortiguadores que le permitirán al país salir de esta batalla, como el FEIP que al cierre del 2019 contaba con recursos de 158,400 millones de pesos, o bien las reservas internacionales que suman 185,500 millones de dólares.

Mencionó la línea de crédito flexible con el Fondo Monetario Internacional por 61,400 millones de dólares y líneas de intercambio de divisas con la Reserva Federal y el Tesoro de Estados Unidos por 60,000 y 9,000 millones de dólares, respectivamente.

notIcias serviCIOS

Noticias del Mercado